5 consejos para sobrevivir al cambio de hora - Rescue

NEWSLETTER

Suscríbete a nuestra newsletter para estar al día de todas las novedades

Suscribirte

¡Muchas gracias por participar!

El sorteo se realizará el 21 de Diciembre de 2018, en caso de ser el ganador nos pondremos en contacto contigo.

+
  • 5 consejos para sobrevivir al cambio de hora

07 abril, 2017 - Salud y Bienestar

articulo rescue Consejos para sobrevivir al cambio de hora

Algunas personas hablan de ‘jet lag’ y no es para menos: el cambio de hora en primavera es una realidad y también lo son sus efectos sobre nosotros.

De la misma manera en que cuando viajamos nuestro cuerpo sufre una serie de alteraciones en sus ritmos vitales, la pérdida de una hora con la entrada del nuevo horario provoca en nuestro organismo una serie de reajustes que, para muchos, presentan todavía efectos colaterales hasta varios días después.

Infinidad de estudios han hablado ya y continúan hablando de cuáles son los efectos reales de este reajuste horario y, aunque pueden influir en mayor o menor medida según nuestros hábitos, lo cierto es que la ‘eliminación’ de una hora de sueño la pasada madrugada del 25 de marzo tiene una consecuencia real sobre nuestras vidas.

Artículo Rescue cambio de hora

Lo que dicen los expertos sobre el cambio de hora

El cambio de hora se aplica en Estados Unidos y Europa desde hace más de 40 años y, desde entonces, son muchos los estudios clínicos que se han realizado al respecto. Con ellos, las opiniones de los expertos, quienes advierten de que sería preciso realizar una investigación con más rigurosidad científica, sí coinciden en el hecho de que adelantar el reloj 60 minutos efectivamente presenta una serie de consecuencias en las vidas de las personas, sobre todo en aquellos sectores más vulnerables como son los niños o los ancianos, quienes normalmente presentan todavía más dificultades para adaptarse al nuevo horario.

A esta conclusión se le suman otras, como la necesidad de más días para completar la readaptación. Según sostiene el doctor Bulbena, director de psiquiatría de la Universitat Autònoma de Barcelona, este ‘jet lag’ primaveral puede manifestarse hasta diez días después, el tiempo que nuestro cuerpo necesita para “readaptar por completo sus ciclos hormonales y el resto de relojes internos, entre ellos el de la presión arterial, los ritmos cardíacos o los periodos de sueño y vigilia”.

Por este y otros motivos, son muchos los expertos a favor de acabar con la práctica del cambio del uso horario. ¿La buena noticia? Muchos de ellos coinciden en que el horario de verano sería el más adecuado, ya que con él disminuiríamos el conocido como ‘trastorno afectivo estacional’, provocado por los efectos de este cambio horario que nos llevan a un cierto aislamiento social pasajero, entre otras consecuencias que veremos a continuación.

Los efectos del cambio de hora

Artículo Rescue Cambio de hora

¿Qué es lo que le ocurre a nuestro organismo exactamente cuando adelantamos el reloj una hora?

  • Dificultades para concebir el sueño o sueño de peor calidad: es uno de los más comunes y seguramente uno de los más molestos. Durante los días posteriores al cambio de hora, es habitual sentir cierto desasosiego y tener la sensación de estar todo el día medio dormidos, resultado directo de un sueño menos profundo durante las noches.
  • Aparición de ‘distimia’, o lo que es lo mismo, un estado de ánimo algo más bajo de lo habitual. Con el cambio de horario de primavera sentimos, en general, cierta irritabilidad y nos encontramos menos activos.
  • Dolor de cabeza o dificultades para concentrarse son dos de los efectos más comunes derivados de esta hora de menos. Ligado a nuestra sensación de sueño permanente y ese desasosiego, aparecen estos otros factores asociados que pueden hacernos sentir más despistados durante los días posteriores al cambio de hora5 tips para adaptarse al nuevo horario

5 tips para adaptarse al nuevo horario

artículo rescue cambio de hora

Sabiendo ya que se trata de una realidad, ¿qué podemos hacer para minimizar sus efectos y conseguir que nuestros ritmos vitales se vean afectados lo menos posible con el cambio de hora? Aquí van 5 tips sencillos para sobrevivir al nuevo horario.

  1. Realizar ejercicio físico moderado: suele ser una solución a muchos problemas. Y es que los beneficios son de sobras conocidos, pero especialmente relevantes cuando tenemos dificultades para concebir el sueño. Al practicar ejercicio no solo generamos serotonina, tan importante para contrarrestar ese ‘bajón’ emocional provocado por el cambio horario, sino que sentimos más cansancio físico y, en definitiva, conseguimos una calidad del sueño mayor.
  1. Sol, sol, sol: exponerse moderadamente a la luz del sol puede ser otra de las claves para acabar con el ‘desasosiego’ de este efecto ‘jet lag’. Además de llenarnos de vitaminas, puede ayudar a sincronizar nuestros ritmos vitales.
  1. Buscar nuevos aliados: si sentimos que el cambio horario se nos está haciendo cuesta arriba, una buena forma de contrarrestarlo es utilizar complementos que nos ayuden a reiniciar nuestro estado anímico y a concebir un sueño de calidad

articulo rescue Consejos para sobrevivir al cambio de hora

  1. Llevar una alimentación algo más ligera de lo normal durante unos días, evitando sobre todo las grasas y fritos e incorporando alimentos ricos en triptófano como lo son las legumbres, los frutos secos o la avena. El triptófano regula nuestros niveles de melatonina, una hormona especialmente relevante a la hora de concebir el sueño.
  1. Adelantar nuestra hora de la cena: si ya es recomendable dejar un espacio de dos horas entre la cena y la hora de acostarse, esto cobra especial interés cuando luchamos contra el cambio de hora. De esta manera, contribuiremos a hacer que nuestro sueño sea más profundo y, en definitiva, de mejor calidad.

Si quieres más información sobre estilo de vida y actitud vital, no te pierdas toda la actualidad emocional de nuestro canal oficial Rescue, en Facebook. ¡Súmate al #ReinicioRescue!

Te puede interesar | La primavera, tus emociones altera


Comparte el post