¿Qué es el síndrome de ‘burn out’ en las mamás? 5 Claves para detectarlo y hacerle frente - Rescue
+
  • ¿Qué es el síndrome de ‘burn out’ en las mamás? 5 Claves para detectarlo y hacerle frente

10 febrero, 2019 - Psicología

estres-madres

El trabajo, los niños, las tareas domésticas… ¿Sientes un agotamiento extremo y un estrés imposible de controlar? Esa es la sensación a la que denominamos como síndrome. ¿Qué hacer en caso de padecer este síndrome? ¿Cómo detectarlo y hacerle frente? Te contamos algunas claves.

 

¿Qué es el síndrome de burnout?

Podríamos definir el sindrome de burnout como la respuesta que da nuestro organismo cuando ha sido sometido a altos niveles de estrés durante un largo período de tiempo. En el caso concreto de las mamás, experimentan una sensación de agotamiento máximo fruto de todas las tareas que deben llevar a cabo.

No únicamente son mamás 24 horas al día todos los días del año, si no que además tienen que trabajar fuera de casa y llevar parte de las responsabilidades de las tareas del hogar. Al no poder abarcar todas estas tareas, entran en juego el estrés, la frustración, la impotencia…, que acaban desembocando en el síndrome de burnout.

 

Cómo detectarlo

Hay determinados síntomas que debemos saber identificar para ser conscientes de que sufrimos el síndrome burnout. Son los siguientes, ¡toma nota!

Síntomas psicosomáticos

  • Dolores musculares
  • Insomnio
  • Cansancio
  • Cefaleas recurrentes
  • Trastornos gastrointestinales

Síntomas emocionales

  • Aislamiento
  • Ansiedad
  • Tristeza
  • Frustración
  • Sensación de soledad

 

Cómo hacerle frente 

Una vez identificados los síntomas, es fundamental saber hacerle frente. ¿Cómo deshacernos del síndrome burnout? Te damos algunos consejos:

 

  1. Socializa. En este contexto lo fácil es aislarse y poco a poco ir perdiendo el contacto con los demás. Para luchar contra este síndrome, debes hacer lo contrario: relacionarte con los demás, especialmente con madres que puedan estar pasando por tu misma situación.
  1. Organiza tu tiempo y clasifica tus prioridades. Está claro que son muchas las tareas que debes llevar a cabo a lo largo del día. No obstante, organiza la mejor forma de ejecutarlas estableciendo prioridades. Da prioridad a aquellas tareas que son más urgentes y deja las menos importantes en un segundo lugar.
  1. No lo afrontes sola, pide ayuda. De la misma forma que no debes aislarte, debes también aprender a pedir ayuda. El primer paso es ser consciente de que has sobrepasado tu límite y necesitas ayuda de los demás. A veces tu entorno puede no ser consciente de tus niveles de estrés, así que compártelo con ellos para encontrar la mejor forma de gestionarlo.
  1. No te olvides de ti. Más allá de tus tareas diarias, busca siempre un momento para ti. Salir a dar un paseo, leer, tomar un café con amigas… Cualquier actividad que te haga desconectar y recargar pilas.

Comparte el post